500 artículos y un cuento

500.jpgEl Siglo de las Luces alcanza los 500 artículos publicados y lo celebra con un cuento 2.0 dedicado a todos sus lectores.

500 artículos y 3.700 comentarios dan para mucho. Reflexiones, opiniones personales, momentos algo más inspirados, algún que otro truño... pensamientos que no excederían del ámbito privado si no fuera porque vosotros, los lectores de esta bitácora, los habéis tomado como excusa para debatir sobre lo divino y lo humano.

Muchos seguís fieles a esta página, pese a mis provocaciones, errores y excesos. Hay quien marchó sin dejar rastro. Algunos tenéis tribuna fija y otros emergéis como guadianas cuando menos lo espero. Pienso en Javier Moscas, ATEO, Maria Eugènia, Shirikhawk, Graeme, Merçe, todos los Joses, Iggy, Eulàlia, Cneo, Juan Haldudo, Ana King, Ramón, el Negro, Manu, Rosita Coto, Trinidad, Arístides, Javier Úbeda, el grano, Germán, Baba, Jessica, Gracchus, Daze, Armando, Rafa, Maripuchi, Jose Antonio, Pati, Abel, Flashman, la Tata, Lala y tantos otros.

Nombres sin rostro, en la mayoría de los casos, a los que ya considero amigos.

Pues bien, pensando en todos vosotros he parido “El enigma de Cneo: un cuento 2.0”. Sin pretender inventar nada -todo está ya descubierto en la blogosfera- lo cierto es que no conozco ningún ejemplo similar. Os lo explico.
La siguiente entrada será una ficción, un cuento que cabalgará entre la realidad más cotidiana y un thriller con guiños a la novela negra.

Su principal novedad estriba en que la parte esencial de la trama se desarrollará en los comentarios, que aportarán tanto los propios personajes como vosotros, si así lo deseáis.

¿Significa esto que “el enigma de Cneo” es una historia abierta, lanzada para que vosotros la completéis?

NO. El cuento sigue un esquema clásico con presentación, nudo y desenlace.

Eso sí, vais a poder entrar en la acción, apuntar vuestras impresiones y hablar o preguntar a los propios personajes en cualquier momento.

Y aunque el guión está previsto de antemano es obvio que vuestros comentarios podrían influir en el desarrollo de la historia.

¿Os apetece la idea? Pues ya sabéis, estáis todos invitados a participar en este cuento 2.0. Os animo a ello. Y si no os atrevéis a entrar de lleno, disfrutad con la lectura.
Espero que os sorprenda.
[tags]cuento 2.0, Cneo[/tags]

Entradas populares de este blog

El colegio Cristo Rey de Barcelona.

Reflexiones postelectorales (II) ¡Qué viene el PP!

Orange cobra por participar en un proceso de selección a un puesto de trabajo